El THC oral se asocia con una gran variabilidad en la biodisponibilidad

Se han estudiado los efectos farmacológicos y farmacocinéticos de grandes dosis orales de THC en 7 consumidores de cannabis. Las dosis se administraron en orden ascendente en incrementos de 15 mg a lo largo de sesiones separadas, hasta alcanzar la máxima de 90 mg. Bajas concentraciones de cannabinoides se asociaron con efectos significativos, aunque progresivamente mayores niveles no condujeron a efectos proporcionalmente más intensos. Se observó una considerable variabilidad en la concentración sanguínea máxima y el tiempo hasta alcanzarla. Los autores concluyen afirmando que “es necesario ajustar la dosis individual para evitar efectos secundarios y maximizar la respuesta terapéutica”.

Departamento de Ciencias del Comportamiento, Facultad de Medicina Kentucky College, Lexington, EE.UU…

Más artículos
¿Qué sucede en el interior del cuerpo humano cuando se consume marihuana? Parte 1