Batido cannábico de cocobanafresa

Hoy os presentamos este súper batido, nutritivo, delicioso y mejorado con nuestro ingrediente mágico, el THC de la marihuana.

Este sera un concentrado espumoso de frutas y verduras, y con el ingrediente clave, realizado previamente, os estoy hablando del aceite cannábico con coco. Este aceite cannabico es delicioso, mucho mas rico que la mantequilla cannábica y que el clásico aceite cannábico. Este aceite es ideal para batidos y postres. Os dejamos la receta de este, AQUÍ.

Para hacer recetas de marihuana el aceite de coco absorbe bien el THC del cannabis e imparte un sabor a coco suave, un sabor que se puede mejorar con coco rallado o en copos , extracto de coco , leche de coco o agua de coco.

El contenido de grasa saturada es más alto que cualquier aceite , el aceite de coco es el mejor para extraer el THC de tu hierba . También viene sin sabor y se puede utilizar como un sustituto de la mantequilla u otros aceite.

Ingredientes:

Para dos personas

  • 2 cucharadas de aceite cannábico de coco
  • 1 plátano grande congelado , en rodajas
  • 1 ½ – 2 tazas de leche de coco
  • 2 tazas de fresas congeladas
  • 4 cucharadas de jugo de granada
  • 2 cucharadas de melaza de granada
  • Melaza de granada para la batidora (opcional)

Preparación:

  1. Calentar el aceite de canna-coco en una sartén pequeña . Añadir el plátano y saltar durante 3-4 minutos , revolviendo ocasionalmente. Dejar que enfríe.
  2. Coloca los ingredientes restantes en la licuadora , con la excepción de la melaza utilizada para la llovizna . Añadir el plátano salteado , raspando todo el aceite de la licuadora también.
  3. Hazlo puré hasta que esté suave y ponlo en los dos vasos.

Fuente: La Marihuana

¡ADVERTENCIA!

La subida y la duración de un colocón varía mucho dependiendo de si se ingiere o se fuma la marihuana. Cuando se fuma, el subidón llega unos cinco o diez minutos después. Cuando se ingiere, puede pasar una hora o más hasta que se note el subidón. Dado que el efecto psicodélico deseado no se percibe inmediatamente, a veces se cae en la trampa de seguir comiendo, hasta acabar en una sobredosis. ¡Y todavía puede ser peor dado que es posible que el colocón dure cinco horas o más! Por eso, aunque tu cuerpo esté acostumbrado a los porros, vigila la cantidad de marihuana que consumes en una comida: más vale no repetir que arrepentirse después. Si no cultivas tus propias plantas, averigua de dónde proviene la hierba y asegúrate de que los cogollos no han sido regados con pesticidas u otros compuestos químicos que puedan ser nocivos.

Más artículos
Semillas para cultivar marihuana medicinal